Programa colaborativo de Fitomejoramiento Participativo en Mesoamérica (FPMA), financiado por el Fondo de Desarrollo Noruego.

Programa colaborativo de Fitomejoramiento Participativo en Mesoamérica (FPMA), financiado por el Fondo de Desarrollo Noruego.

PERIODO DE EJECUCION
2000-2016

OBJETIVOS
General
Mejorar las condiciones de vida de los agricultores de la región mesoamericana mediante el uso de técnicas de Fitomejoramiento Participativo.
Especificos:
Generar variedades de cultivos de importancia alimentaria adaptadas a las condiciones edafo-climáticas y socioeconómicas de los agricultores/as de las comunidades meta.
Conservar, valorar y utilizar la biodiversidad local.
Promover la producción y el uso de semilla de calidad.
Fortalecer las capacidades y la organización de los agricultores y otras instituciones involucradas (empoderamiento).

AREA DE ACCION
50 asociaciones campesinas para el desarrollo de actividades relacionadas al fitomejoramiento participativo; 10 instituciones de investigación, 7 escuelas técnicas y 31 ONG´s de Guatemala, Honduras, Nicaragua y Costa Rica.

PRINCIPALES LOGROS
Establecimiento de treinta y tres reservas comunitarias o bancos locales de semillas y cuatro reservas institucionales de germoplasma fueron apoyadas, permitiendo la conservación in situ y ex situ de las variedades. Las reservas albergan colecciones con más de 1,025 variedades de maíz, 668 de frijol, 15 de sorgo millón y 52 variedades de papa; beneficiando directamente a 28,500 agricultores.

Veinticuatro comités de semilla fueron establecidos, estos coordinan el manejo de la reserva comunitaria y la producción de semilla para autoconsumo (siembra) y comercial (venta).

Se incentivó el intercambio de germoplasma a través de 118 ferias de agrobiodiversidad y la vinculación con programas internacionales. Estas ferias también permitieron el rescate de las variedades utilizadas en el cultivo de maíz, frijol y sorgo.

Los agricultores fitomejoradores, cuentan con una guía metodológica de Fitomejoramiento Participativo; quienes realizan el proceso de mejoramiento y validación en finca. Así mismo, con sistemas formales e informales para la diseminación de materiales desarrollados por el programa.

Se liberó 73 variedades de maíz, frijol, sorgo y millon adaptadas a nichos específicos incrementando su rendimiento y vigor, comparado con variedades tradicionales. Se desarrolló variedades tolerantes a sequía y con un valor nutricional incrementado principalmente de frijol con alto contenido de Hierro y Zinc

El programa ha beneficiado a más de 45,600 agricultores con semilla proveniente de fitomejoramiento participativo, mejorando los rendimientos tradicionales y fortaleciendo la seguridad alimentaria de sus familias.

La soberanía alimentaria ha sido fortalecida gracias al aumento en el rendimiento de las variedades de maíz y frijol en más de un 100%; impactando positiva y directamente, en el número de meses que los agricultores tienen asegurado su consumo de frijol y maíz (entre 9 y 10 meses para Nicaragua, Honduras y Costa Rica y siete meses y medio para Guatemala. Así mismo, las familias reconocen calidad de semillas de frijol y maíz, han sido capacitadas sobre buenas prácticas alimenticias.

El programa ha promovido la diversificación de fincas, practicas agroforestales y de conservación de suelos como complemento a las actividades de fitomejoramiento participativo.

Las asociaciones están conscientes de la necesidad de adaptarse ante los efectos del cambio climático y ven al fitomejoramiento participativo como una estrategia de adaptación.

El involucramiento de las entidades de gobierno relacionadas con la conservación y manejo de recursos fitogenéticos es clave para la sostenibilidad de los procesos de fitomejoramiento participativo.

El programa ha facilitado que semilla de calidad de maíz y frijol sea comercializada en todos los países y el sorgo exclusivamente en Nicaragua; generando ingresos a los agricultores. Así mismo promovió la incursión de las asociaciones en negocios vinculados a la producción de semilla y venta de grano

El programa implementó la escuela de Agrobiodiversidad, la cual permitió la formación de 45 hombres y mujeres jóvenes de la región en procesos de Manejo, Conservación y Desarrollo de la Agrobiodiversidad. Así mismo, capacitó a más de 6,500 agricultores (por ciclo de cultivo) y a 135 técnicos a nivel local (40 Guatemala, 50 Honduras, 30 Nicaragua y 15 Costa Rica).

9a Avenida 7-82 zona 1, Chiantla, Huehuetenango. (502) 7764-5332 (502) 7764-5333 Contáctenos

Guatemala 2020, Todos los derechos Reservados - Diseñado y fabricado por Octagt.com